Se ha producido un error en este gadget.

viernes, 21 de febrero de 2014

Un hombre, cazando mariposas se cae por un precipicio, en el último momento se agarra a una rama y grita:
- Hay alguien ahí?
Una y otra vez el eco repite sus gritos.
Por fin resuena una voz profunda que le dice:
- No temas hijo mío, suelta la rama y déjate caer, mis ángeles te cogerán porque yo soy Dios.
- Ah, muy bien, gracias, pero ... HAY ALGUIEN MÁS !?
Google

1 comentario:



  1. -Si, anda por aquí un da funeraria...

    ¡Humor negro, negrisimo!!!

    ResponderEliminar